julio 2007

No es suficiente

Capt6e7955a209094f439c2d3226f202ab9fpadrYa concluyó el lapso para hacer canjes entre los diversos equipos. Y lo que es usual, los Astros hicieron pocos movimientos.

El sábado se concretó la negociación que trajo a Ty Wigginton a Houston desde los Tampa Bay Devil Rays (la línea con Gerry Hunsicker sigue funcionando). Para darle lugar en el roster, se designó en asignación al antesalista Morgan Ensberg, quien al final concluyó con los Padres de San Diego a cambio de un jugador aún por ser nombrado.

Y Tampa Bay recibió a Dan Wheeler, un buen setup que incluso ha servido como cerrador durante los momentos en los cuales Brad Lidge confirmó a propios y extraños que no podía cumplir con dicho rol. No es necesariamente una congestión de talento en apogeo lo que tienen los siderales en su bullpen, por ello el desprenderse de una pieza como Wheeler indica un orden de prioridades que el club tiene y que no pueden esperar por mucho tiempo.

Wigginton se hizo del favoritismo de los aficionados en Tampa Bay con su estilo de juego joseador y alegre, más su buen bate podría complementar ciertas deficiencias defensivas en la antesala. Puede ser un buen complemento a Mike Lamb y Mark Loretta, y quizá, si las cosas salen bien esta temporada, podría ayudar a estos y a Chris Burke a complementar la gran ausencia que significará el no tener más a Craig Biggio como jugador activo.

Ensberg no puede quejarse por las oportunidades recibidas. Que las tuvo, y muchas. Lamentablemente la salud no lo acompañó y su slump se hizo demasiado largo después de todo. Es un buen hombre, con una gran calidad humana y ahora tendrá un cambio de ambiente, en su nativa California y con un equipo contendor. Al final, la vida y el béisbol le dan una maravillosa oportunidad para reivindicarse, algo que en este momento los Astros no se pueden dar el lujo de otorgarle.

Esto no solventa el problema estructural que presenta el equipo. Sin desmejorar a Wigginton, queda el sentimiento que algo mejor se pudo haber hecho. Ojalá me equivoque.

Gracias Craig

Capt832e6ed6cc0842d2b762dee16904b7fcastrLes confieso, no fue nada facil para mi presenciar la rueda de prensa de Craig Biggio anunciando su retiro. No es porque no haya sido algo predecible, de hecho, creo que el consenso general era que el camarero, una vez obtenida la marca de los 3.000 imparables, iba a decir adiós y colgar los spikes.

Lo difícil fue por la gran cantidad de sentimientos que se encontraron en dicho evento. Ver al gran Biggio con lágrimas en sus ojos, con una gran dificultad para hilar las palabras, junto a sus hijos dándole las gracias a la organización y a sus fanáticos por tantos años de buenos recuerdos.

Los sentimientos expresados por Drayton McLane y Tim Purpura fueron sinceros, de eso no tengo la menor duda.

Cuando nos tocó escribir la pieza para astrosdehouston.com sobre los 3.000 hits de Biggio, tratamos de resumir su carrera; y más allá de los números, que los tiene y muchos, están los intangibles, aquellas cosas que hicieron de Biggio único e irrepetible. La clase demostrada dentro y fuera del terreno, su dedicación a causas benéficas que para él eran importantes, el respeto que siempre mostró.

Recuerdo la primera vez que me tocó entrevistarlo, y les confieso, aunque uno debe mostrar profesionalismo en todo momento, para mí fue sumamente difícil domar los nervios y hacer preguntas a alguien que me parecía inalcanzable, todo un héroe. Sin embargo, y aunque tuve que replantear las preguntas en más de una ocasión, fue todo un placer para mí entrevistarlo, y él siempre fue todo un caballero.

Y es que Craig Biggio será siempre un caballero del béisbol, y con ese otro ejemplo que fue Jeff Bagwell, le dieron esa identidad única que tienen hoy en día los Astros de Houston.

Ahora ambos no están. Es un hecho de la vida, inevitable, pero no por ello menos triste.

El fin se acerca…

Apbbnastros092998Es el fin de una era, y será anunciado en pocos momentos. Craig Biggio, en una rueda de prensa, hará oficial su retiro del béisbol efectivo al final de esta campaña. Estaremos pendientes.

Zambrano. De nuevo.

Capt64ca9026dbb248ac98747260255cf31ecubsEs muy cierto que si ha habido algo que ha caracterizado a los Astros de Houston en la primera mitad de la campaña es la inconsistencia, en todos los niveles. Bateo, pitcheo abridor y de relevo, problemas por doquier…

Y a pesar de tanta incertidumbre, siempre hay una constante. Y en este caso, me entristece decir que es Carlos Zambrano.

Recordarán ustedes que en la campaña pasada, si algo sabía hacer el venezolano, era dominar a los Astros. Asi lo hizo en el Minute Maid, en un partido brillante… si se analizaba el pitcheo de Zambrano de forma objetiva, y para nosotros, que nunca hemos negado nuestro corazoncito, se convirtió en un soporífero.

Pues bien, hoy fue lo mismo. Dos errores claves, y Zambrano se dispara 6.2 innings en los cuales dispuso a los siderales a placer, admitiendo solamente 3 hits y yéndose en blanco, ponchando nada más a 7.

Zambrano solidifica su candidatura al Cy Young de la Nacional, de mantener tal actuación. Mientras tanto, que pensar cuando un hombre domina a un equipo de forma tan consistente…

A %d blogueros les gusta esto: